Fui feliz con Ayurveda!


Yo siempre digo que soy una mujer bendecida, siempre encuentro personas en mi camino que van enseñándome, nutriéndome de un montón de cosas lindas y aprendizajes
En esta ocasión fue increíble porque yo había pasado por un proceso bastante difícil donde estaba un poquito delicada de salud, había subido de peso, no me sentía a gusto con nada, no quería practicar yoga ya no  meditaba, estaba en una etapa bastante deprimida, iba cada semana a que me realizaran estudios y me cambiaban de doctores, pero no salia adelante.
De repente por esas cosas de la vida, sigo muchas paginas en las redes sociales sobretodo de yoga y de ayurveda; que para mi siempre fue algo muy interesante en el cual tengo que estudiar y meterme de cabeza, me encuentro dentro de un grupo de una mujer maravillosa que se llama Alejandra Echeverría  y va a comenzar su segundo reto y se trata de una mono-dieta de ayurveda
No les puedo contar  la increíble experiencia que tuve, fue un proceso maravilloso! con mucha delicadeza ella nos preparo durante 3 días para entrar a la mono-dieta, luego de comer liviano obviamente dejar la cafeína, harinas,  azucares y proteínas de origen animal por tres días empezó el detrox, desayunando, comiendo y cenando una única y deliciosa comida; Kitchari y té digestivo por dos días y luego regresar a  incorporar de apoco los ingredientes que habíamos quitado.
A parte de que el Kitchari es una mezcla exquisita de arroz con lentejas y especias y el tecito era super delicioso, la experiencia fue maravillosa.
Cinco días sin harina ni azucares, mi estomago empezó a desinflamarse, dormía maravillosamente bien y me sentía ligera.
Ahora entiendo por que Alejandra tiene como lema; Soy feliz con Ayurveda!
Se los prometo, no quería dejar de comer esa mágica comida nunca más en mi vida, con decirle que mucha gente de ese grupo siguió la mono-dieta por muchos días más.
Seguí en el grupo y siguieron los retos también y cuando iba leyendo las experiencias de otras mujeres, las necesidades y como nos comportamos te das cuanta de lo importante que es el apoyo de otras personas y sobre todo que te estén guiando en algo de tanta importancia como es la salud.
Hoy estoy más que nunca convencida que somo lo que comemos y que lo que comemos nos puede sanar o enfermar.
A un mes del reto de la mono-dieta ya estoy de vuelta en mis clases de yoga y meditando, aprendí a ser más agradecida por mis alimentos y a masticar más y comer menos.
Una vez a la semana preparo mi Kitchari y estoy investigando que es lo que me favorece según mis doshas
Una recomendación; cuando vayan a realizar cualquier cambio en su alimentación busquen el apoyo de un profesional, nunca, pero nunca lo hagan solos y comenten cualquier cambio que sientan por mínimo que sea puede ser muy importante





Abrazoterapia Bea!!

Comentarios

Entradas populares